martes, 24 de enero de 2012

XXIII Media Maratón Villa de Santa Pola

Mi estreno en asfalto !!! y, madre mía, no recuerdo que lo haya pasado tan mal en mi vida, bueno si, en el Triatlón Olímpico de Oliva, pero de esta media, de esta media me acordaré toda mi vida, lo prometo!!!

Hago el ritual de todas las mañanas y me preparo, son las 7.15 horas cuando salgo de casa, hoy dirección Santa Pola!!!

Ya es la 3ª vez que voy a esta Villa a hacer algún evento deportivo. 1º fué el Duatlón Cross, dónde disfrute como una enana; segundo el Triatlón Cross, aquí conocí a Kety y a Nuria, dos grandes deportistas y personas, fué todo un acierto ir a este evento y además quedé 2ª de mi categoría y hoy toca una media maratón de asfalto.


Bueno, a lo que iba, voy a resumir en pocas palabras, como me fué este domingo en la Villa...

Había quedado a las 9 de la mañana con Atalanta en la plaza de la Glorieta, al lado del castillo dónde se agarraban los dorsales, pero llegué un poco más tarde, estaba en la furgoneta desayunando un poco y haciendo compañía a mis perras, de nuevo, tenían que quedarse esperándome, que buenas que son!!. Saludé y me hizo una foto.

Hablamos un poco de esto y de aquello y me despedí.

Me situé en el arco de salida que me tocaba y justo, cuando miro para mi lado izquierdo, me encuentro con Ingrida (compañera del Club Triatlón Gandía), me dió una alegría, no sabía que ibas a venir? bien !! Estaba super contenta, ya no estaba sola, pero claro, estos eventos al igual que todos, cada uno tiene que ir a su ritmo...

Entre petardos, globos, música y demás, comenzamos a trotar, hora en punto!!! 10.30 horas... Me encontraba bien, charlando con Ingrida y bueno, dejándome arrastrar por toda la gente que estaba alli... pasé el km 5 a un buen ritmo, 00:29:42, me encontraba bien, piernas perfectas... pero esto duró poco, en el km 7 me vino el gran bajón, no sé el por qué, en serio, pues iba bien, pero de repente me paralicé, mis piernas se bloquearon y comenzaron a pesarme muchísimo.

Bajé el ritmo, intentaba pensar en esto en aquello, pero cada vez que pasaba por un arco de meta dónde ponían los kilómetros, uf!!! mi coco se bloqueaba y mis piernas también. Justo a l0s 00:58:49, pasé por el arco del km 10, media vuelta y otra vez pal centro del pueblo; llevaba ya casi una hora corriendo, el sufrimiento era brutal!!!

Antes del km 14 vi a mi amiga y compañera Nuria, que alegría me dió verla, esperándo a todo el mundo que ella conocía y contra, el estar hablando contigo durante esos escasos 30 segundos, fueron toda una carga de energía, un beso muy grande y NOS VAMOS ALCAMINO DE LA PLATA, verdad? jajajaja...


Bueno, seguí trotando a pasos muy muy pesados y cortos, intentando no pensar, cuando atravesé el arco de meta del km 15, llevaba ya 01:31:11 minutos, realmente no iba tan lenta como parecía, pero como me pesaban tanto las piernas, cada paso era un verdadero dolor y sufrimiento; esto ya se estaba hacieno INSOPORTABLE, la calor era axfisiante, y tuve que agarrar un par deesponjas mojadas, que me vinieron super bien. En este último tramo, paré dos veces, necesitaba parar, estaba aburrida, agobiada y agotada de tanto calor que hacía. Llevaba bebidos 5 botellines de agua, impresionante pero cierto. Y bueno, la recta final se divisaba, la música sonaba a todo gas y se oía al manager del evento como iba nombrando a casi todo el mundo que pasaba por el km 20 a las 02:06:35 y por el arco de meta a las 02:11:40 tiempo real.

No me sentía feliz, por que no me gustó nada la sensación de correr por correr, estoy acostumbrada a disfrutar corriendo, a oler, a verme sorprendida por la lluvia a las 3 de la tarde, a que me salten las piedras, no sé... no me gustó nada esto de la media maratón por asfalto, pero soy impulsiva, así que me relaje, agarré los regalos y me fuí a la furgo.

Ahora, tenía que cambiarme e irme a comer con mi amiga María a Torrevieja, me esperaba una tarde perfecta, de charla, de hablar de esto y de aquello, de reir y sobre todo, de volverla a ver, por que hacía un año que no la veía. Este domingo 22 de enero, ha sido un duro domingo, mis piernas son testigo de ello y mi orgullo también, pero ha sido otro día de estos para no olvidar, así que espero que os guste esta pequeña crónica. Un abrazo, NOS VEMOS PRONTO, EH? PERO SERÁ POR LAS MONTAÑAS!!!

3 comentarios:

AtalantasWeb dijo...

Me gusta tu sinceridad. Y me ha encantado saludarte. Nos veremos pronto y será off-road, como a ti te gusta.

Nativo dijo...

Me ha recordado las lecciones que me daba mi abuelo cuando metía un gorrión en una jaula. No es necesario que te adaptes, el otro mundo es mejor y no estamos aquí para sufrir. Cuídate.

Mª Isabel Vicente Lopez dijo...

Gracias, Atalanta... y si, nos vemos en las montañas!!! ah!! suerte este domingo, estaré pensando en tí y en todas las compañeras.

Gracias Nativo, toda la razón tienes, para que sufrir más de lo que se sufre a lo largo y ancho de estar vida? estamos aquí para disfrutar... oido cocina, un abrazo!